FANDOM


Libro
W pen

Joffrey Baratheon es un personaje ficticio de la saga Canción de hielo y fuego del escritor George R.R. Martin. Es representado como el despótico y sádico hijo del rey Robert Baratheon, pero que en realidad fue fruto del incesto entre la reina Cersei Lannister con su hermano Jaime Lannister.

En la adaptación televisiva de HBO, Game of Thrones, es interpretado por el actor Jack Gleeson.[1]

Concepción y diseño Editar

Joffrey es presentado como el hijo primogénito del rey Robert Baratheon, y por lo tanto, heredero del Trono de Hierro. Joffrey creció como un muchacho consentido por su madre, siendo un joven cruel, caprichoso, imprudente, cobarde y con una marcada vena sádica. No era astuto y tampoco sabía comprender la naturaleza de la política, aunque sabía ser cortés y caballeroso pero normalmente para engañar o salirse con la suya. Su prometida, Sansa Stark, quedó prendada de él por su atractivo y sus modales, pero al observar su verdadera naturaleza quedó horrorizada.

El autor de la saga, George R.R. Martin, describe a Joffrey: «Joffrey es el clásico abusador en muchos sentidos, es muy arrogante y está corrompido al haber sido criado sin ningún tipo de límite. Tuvo dos padres y ninguno le dedicó atención o le procuró disciplina. Creo que incluso cuando es rey trata de impresionar a su padre [...] En mi opinión, Jack Gleeson hace un papel extraordinario.»[2]

Historia Editar

Primeros años Editar

Joffrey fue el primogénito del rey Robert Baratheon, pero en realidad nació como fruto del incesto de su madre, la reina Cersei Lannister con su hermano Jaime Lannister, aunque ni el rey Robert ni el propio Joffrey llegaron nunca a saber la verdad. Cersei siempre malcrió a su primogénito y Joffrey creció tratando de ganarse la atención de su padre que nunca demostró gran afecto o interés por sus hijos. De pequeño, Joffrey le abrió el vientre a una gata embarazada y le mostró los fetos a Robert, respondiendo éste dándole un golpe tan fuerte que le saltó varios dientes. Joffrey también demostró una actitud abusiva con su hermano pequeño Tommen.

Juego de tronos Editar

Joffrey viaja a Invernalia cuando su padre nombra a Eddard Stark como Mano del Rey. Allí, Joffrey es prometido con la hija de éste, Sansa Stark, la cual se enamora al instante de él. En el viaje de vuelta a Desembarco del Rey, Joffrey tiene un encontronazo con Arya Stark, la hermana pequeña de Sansa, ya que un borracho Joffrey provocó una pelea con un amigo de Arya lo que hizo que la loba huargo de ésta le atacara. Joffrey mintió a sus padres diciendo que Arya y su amigo le atacaron, lo que hizo que Cersei ordenara matar a la loba huargo de Sansa, ya que la de Arya había escapado, después Joffrey ordenó a Sandor Clegane matar al amigo de Arya.

La nueva Mano descubre la bastardía de los hijos del rey y confronta a Cersei. Ésta arregla la muerte del rey Robert y después aúpa a Joffrey al trono. Lord Stark es arrestado cuando proclama a Joffrey y sus hermanos como bastardos, aunque declara ser un traidor para evitar cualquier represalia sobre su hija Sansa. Frente al Gran Septo de Baelor, Eddard reconoce ser un traidor al difunto rey Robert y a su familia, y aunque Cersei y sus consejeros recomendaron a Joffrey perdonar a Eddard y enviarlo a la Guardia de la Noche, e incluso él prometió a Sansa que sería clemente, Joffrey decide de forma caprichosa y arbitraria ejecutarlo, diciendo que eso era auténtica piedad. Esa decisión supone el estallido de la Guerra de los Cinco Reyes.

Choque de reyes Editar

Joffrey resulta ser incontrolable incluso para su madre, de modo que Cersei decide nombrar Mano del Rey a su padre, Lord Tywin Lannister. Joffrey también se divierte maltratando y humillando a su prometida, a la cual casi deja desnuda frente a la corte y le hace contemplar la cabeza cortada de su padre. El reinado de Joffrey resulta ser un caos y la población de Desembarco del Rey se vuelve en su contra. Durante la partida de su hermana Myrcella hacia Dorne, Joffrey responde airadamente a las protestas de la población, lo que causa una revuelta en las calles de la capital que a punto estuvo de costarle la vida a él y a la familia real. Tyrion Lannister, su tío, enviado por Lord Tywin para meter en vereda a Joffrey y su madre, es el único que se opone a sus crueles y caprichosas decisiones, de modo que se gana el odio del niño-rey.

En la víspera a la Batalla del Aguasnegras, Joffrey acude a las murallas para liderar personalmente la defensa. Joffrey no llega a entrar en combate y cuando Cersei oye que los hombres de Stannis Baratheon están a punto de tomar la ciudad, ordena que Joffrey sea trasladado a la Fortaleza Roja. El rey, temeroso, obedece a su madre y abandona el campo de batalla, causando que los soldados defensores deserten a decenas y maten a sus propios oficiales en el camino. Tyrion dirige entonces la defensa de la capital, pero cuando la batalla parecía perdida, la llegada de un ejército Lannister-Tyrell al mando de Lord Tywin vence a las tropas de Stannis y las pone en fuga. Joffrey proclama a Tywin como «Salvador de la ciudad» y éste asume su cargo de Mano del Rey. Para recompensar a la Casa Tyrell por aliarse con el Trono de Hierro, Joffrey rompe su compromiso con Sansa y se compromete con Margaery Tyrell.

Tormenta de espadas Editar

Tras la llegada de Tywin, Joffrey y Cersei apenas tienen autoridad ni capacidad de decisión. Su principal afición sigue siendo humillar a su tío y a su ex-prometida, también se descubre que fue él quien intentó asesinar a Bran Stark en Invernalia, al parecer como un intento de ganarse la atención de su difunto "padre" cuando le oyó decir que el niño Stark debería morir para evitar pasar su vida como un lisiado.

Finalmente se celebra la boda entre Joffrey y Margaery. Los invitados ofrecen sus regalos de boda al rey; Lord Tywin le regala una espada de acero valyrio a la que Joffrey llama Lamento de Viuda, Tyrion le regala un extraño y valioso libro el cual Joffrey destroza con su nueva espada exigiendo un regalo mejor a su tío y Lord Mace Tyrell le regala un cáliz con siete gemas incrustadas representando a los Siete Reinos. Tras la ceremonia se produce el banquete nupcial, Joffrey y su nueva esposa brindan con vino, pero de pronto Joffrey comienza a ahogarse y a convulsionar. El rey muere en brazos de su madre envenenado con estrangulador, un veneno que cierra los conductos respiratorios, debido a esto, Joffrey adquirió un tono púrpura en su cara debido al ahogamiento. La reina Cersei acusa a Tyrion de su asesinato, aunque Petyr Baelish le confiesa a Sansa que él y Olenna Redwyne fueron los responsables.

Joffrey es velado en el Gran Septo de Baelor pero nadie salvo su madre llora por su muerte. Jaime afirma que el niño solo obtuvo lo que merecía y Tyrion mencionó que habría sido peor incluso que el Rey Loco.

Recepción Editar

El actor Jack Gleeson interpreta a Joffrey Baratheon en la adaptación televisiva, ganando numerosos reconocimientos por su papel personificando el despotismo y el sadismo del personaje. Medios se hicieron eco de ello y llegaron a calificar al personaje de Joffrey Baratheon como uno de los más odiados en la historia de la televisión.[3]

Referencias Editar


Wikipedia-logo-es Incluye contenido del artículo Joffrey Baratheon de Wikipedia bajo la licencia CC-BY-SA (ver autores)
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.